Semana 49: El primer cumpleaños

Llegó el primer añito de tu bebé, y con él, más cambios para disfrutar. Es más independiente, comprende más palabras, disfruta de la música, de los movimientos y, sobre todo, de explorar el mundo.

417_f2

Cada vez más fuerte. ¡Ya tiene su primer añito!

¡Tu bebé cumplió un año! Para ti parece ayer cuando llegaste a tu casa con ese bebito en brazo. Puedes asegurar que este año ha sido uno de los más intensos de tu vida. Y ahora llegan nuevos cambios:

• Con un año, tu bebé ya posee la suficiente fuerza y coordinación en los músculos para recoger un objeto y soltarlo dentro de otro si le enseñaste como se hace. Y si hay algo que le gusta mucho es tirar las cosas al suelo para que tú las recojas una y otra vez.
• Ya intenta sostenerse de pie sin ninguna ayuda durante unos segundos. Y vas a notar que intenta andar hacia atrás: muéstrale cómo se hace con, por ejemplo, algún juguete de arrastre. Anímalo para que lo haga, ya que andar hacia atrás es un movimiento complejo que se desarrolla por completo recién al año y medio.
• También vas a notar cambios con respecto al sentido del humor: le va a gustar mucho que te rías y reírse. Bailar, escuchar música y emitir sonidos al compás del ritmo de la canción serán su gran diversión.
• Otro de los cambios que lo acompañan en este mes es la reproducción de sonidos de animales. Empieza a comprender más de lo que puede vocalizar.
• Comienza a utilizar los objetos según sus funciones: el teléfono para hablar, el vaso para tomar, la cuchara para comer, el peine para peinarse, etc. A través del juego, va investigando y descubriendo las funciones de los diferentes objetos, va aprendiendo a conocer diferentes texturas, sabores, colores, olores y va eligiendo qué comer y qué no.
• No podemos dejar que elija todo lo que quiere comer y dejar de darle lo que no le gusta si lo que no desea comer es necesario para una alimentación adecuada. Consulta con tu pediatra cuáles son los alimentos indispensables para el desarrollo de tu hijo y cómo darle una alimentación variada. Esta es la etapa ideal para comenzar a educarlo y enseñarle los buenos hábitos alimentarios, cuanto más temprano mejor, así le darás una buena alimentación y con ésta una mejor calidad de vida a largo plazo, para que siga creciendo fuerte como hasta ahora.
• Seguramente lo sientes cada día más pesado. Si tu cochecito te resulta muy incómodo, evalúa la posibilidad de cambiarlo por uno más liviano.

comentarios

Uso de Cookies

Este sitio web utiliza cookies para ayudarnos a brindarte la mejor experiencia cuando nos visitas.
Conoce nuestra Política de Cookies.

Aceptar

×